Dónde colocar una butaca de diseño

05.03.2018

Hay muchos espacios en los que sería apropiada la colocación de una butaca de diseño. Las butacas encajan muy bien en una sala de espera, en algunas zonas de una biblioteca... incluso en oficinas y empresas hay rincones en los que se agradece contar con una butaca. El problema es que a veces nos cuesta decidirnos por una silla, un sillón o una butaca, por eso conviene ver primero cuál es la diferencia entre estos tres términos.

Silla se define como "asiento con respaldo en el que solo cabe una persona"; un sillón sería "una silla con brazos, mayor y más cómoda que la ordinaria", mientras que la butaca se considera "una silla de brazos con el respaldo inclinado hacia atrás". Por tanto, podríamos decir que la butaca es una silla más cómoda, pero sin llegar a ser un sillón.

Butacas en salas de espera

Una sala de espera es uno de esos espacios en los que se colocan butacas con frecuencia: en salas de espera de consultas médicas (dentista, psicólogo, etc.), en el hall de un hotel o en la recepción de una gran empresa.

 Butaca HAMMOK
Butaca HAMMOK en la Clínica Dental Cortés Martiricorena, Pamplona.

 

El uso que se va a dar de estos asientos no va a ser tan prolongado como para requerir un sillón, pero sí necesitamos que el usuario se sienta cómodo mientras está esperando. La butaca le permite reclinarse y disfrutar por ejemplo de un rato de lectura mientras espera.

Butacas en oficinas

Si hablamos del ámbito laboral, las butacas forman parte del mobiliario de las empresas. Una butaca de diseño podría encajar perfectamente dentro de un despacho, para habilitar un espacio en el que mantener reuniones más informales. Al fin y al cabo, una forma de dar aire fresco a un despacho de trabajo. Del mismo modo, las butacas podrían utilizarse para equipar una sala de reuniones o en un aula en las que poder mantener encuentros profesionales más distendidos.

 Butaca HAMMOK
Butaca HAMMOK, oficinas de Ibercaja.

 

Butacas en centros culturales y educativos

Tanto en centros culturales como educativos aparecen con frecuencia áreas de descanso en las que poder colocar una butaca de diseño. Por ejemplo, en las bibliotecas suelen habilitarse zonas de lectura en las que el usuario estará más cómodo sentado en una butaca, a diferencia de las mesas de trabajo en las que es preferible usar una silla. Universidades, escuelas, centros cívicos, museos... son ejemplos de instalaciones que se ven con la necesidad de incorporar butacas de diseño en sus instalaciones, especialmente en halls, recepciones, zonas de espera, etc.

 Asientos Bajos BACK
Asientos Bajos BACK, Biblioteca Pública del Estado en Segovia.

 

Butacas para restaurantes

A primera vista parece que en el mobiliario de un  restaurante, un bar o una cafetería solo deberían incluirse las sillas como tipo de asiento, sin embargo también una butaca de diseño puede utilizarse como asiento para un establecimiento hotelero. Es el caso de aquellas mesas que son más bajas y en las que quizás no vayamos a cenar pero si tomarnos un aperitivo o un café. Un momento de ocio en el que se agradece contar con un asiento más reclinado que una silla ordinaria.

 Butaca BACK
Asiento Bajo BACK en el Hotel Madrid Marriot Auditorium, Madrid.

 

En SELLEX contamos con una amplia variedad de butacas que se adaptan a todos estos espacios, conjugando diseño y comodidad. Encuentra el modelo que mejor encaja con tu instalación e incorpórala en tu mobiliario.